Cómo conseguir que tu marca deje huella en eventos corporativos

cómo-conseguir-que-marca-deje-huella-en-eventos-corporativos

Hoy en día, llegar a los clientes potenciales no resulta fácil. Al fin y al cabo, están sometidos a miles de estímulos y la competencia en el mercado es muy alta. Por ello, para cualquier empresa es esencial encontrar fórmulas con las que diferenciarse de los competidores y captar la atención de los usuarios, como por ejemplo estar presente en eventos. Pero… ¿cómo conseguir que la presencia de nuestra marca en eventos sea memorable?

Aprovechando el efecto recompensa en eventos

De la misma forma que en el sector profesional hay que saber cómo destacar, en los eventos también. Por eso, es importante ser capaces de aprovechar al máximo todos los recursos a nuestra disposición.

Por ejemplo, un aspecto clave para cualquier empresa presente en un evento es el stand y los elementos de cartelería que lo acompañan, pues constituye el punto de encuentro con los asistentes (y potenciales clientes) y es fundamental que visualmente sea atractivo y refleje los valores de la compañía.

Sin embargo, aunque todo lo anterior es importante, si realmente queremos dejar huella, la clave está en ofrecerle al usuario una recompensa, un recurso de valor que, de alguna forma, le premie por centrar su atención en nuestra marca.

En este sentido, hay distintos tipos de obsequios que pueden entregarse al asistente al llegar al evento, pero a la hora de elegir estos posibles regalos es esencial encontrar el equilibrio entre ‘utilidad’ y ‘visibilidad’ de la marca. Es decir, de nada sirve abrumar al usuario de folletos de nuestra empresa, sino que hay que hacerles la experiencia del evento más fácil y cómoda proporcionándoles algo práctico.

Por ello, uno de los regalos por los que muchas empresas están apostando son las mochilas personalizadas. Esto es, mochilas de tela o plástico generalmente y customizadas con el logo y los colores corporativos de la compañía en cuestión. Suelen entregarse a los asistentes del evento nada más llegar y en muchos encuentros corporativos ya son consideradas un must.

5 beneficios de las mochilas personalizadas para tu marca

Sin duda, la innovación y originalidad son clave a la hora de atraer a nuevos clientes. De ahí el creciente éxito de regalar mochilas personalizadas en eventos. De hecho, las ventajas de este tipo de obsequio son múltiples:

– Proporciona comodidad al usuario

Como se ha mencionado anteriormente, tenemos que hacer las cosas más fáciles a los usuarios. Las mochilas personalizadas están satisfaciendo una necesidad muy concreta: permite transportar más fácilmente sus cosas durante el evento, mejorando así su experiencia.

Además, el usuario percibirá que si tu marca le está ayudando y facilitando la vida en un evento, también lo hará si se convierte en cliente.

– Actúa como instrumento de llamada

Otro incentivo interesante de este tipo de regalos es que nos ayuda a acercarnos al usuario o, mejor dicho, a que el usuario se acerque a nosotros. Independientemente de si conoce nuestra marca previamente o no, al recibir la mochila está recibiendo también un estímulo que le incitará a acudir a nuestro stand en la feria. Por tanto, se derriba de forma sencilla una barrera de entrada común.

– Amplifica la visibilidad de marca en el evento

Por otra parte, las mochilas personalizadas contribuyen a potenciar el efecto llamada. En definitiva, se multiplican las posibilidades de ser vistos y reconocidos por otros asistentes del evento, destacando por encima de la competencia que puede que únicamente solo cuente con su stand o cartelería. ¡En la diferenciación está el poder!

– Es un elemento publicitario permanente

Por último, un beneficio importante es que puedes conseguir que el poder de tu marca trascienda al propio evento. Y es que es probable que algunos de los usuarios que recibieron la mochila en el evento vayan a utilizarla fuera de él, es decir, en su día a día, lo que incrementará el alcance de tu marca notablemente.

El poder de generar experiencias

En definitiva, la captación de clientes en la actualidad poco tiene que ver con las técnicas tradicionales de hace unos años, donde el contacto a puerta fría estaba a la orden del día. Ahora vivimos en la era de la cercanía, ya sea a través de canales online o propiciando el encuentro cara a cara en ambientes corporativos a la vez que distendidos como son muchas ferias y convenciones.

Se trata, en síntesis, de generar experiencias al usuario, de construir nuestra identidad de marca adquiriendo notoriedad no a través de vías invasivas, sino aportando auténtico valor al cliente y logrando que se identifique y se sienta parte de nuestros valores corporativos.

Solo de esta forma es posible ser una marca trascendente, una marca que va más allá y escucha y ayuda a las personas, una marca que posee historias que contar, una marca que deja huella.